arrow-right host location public time type

Max Colodro analizó el escenario que enfrenta Alejandro Guillier como candidato presidencial

16 de Enero 2017 Noticias

Max Colodro, profesor y director del Magíster en Comunicación Política y Asuntos Públicos de la UAI, en entrevista con el Diario Financiero, analizó el escenario del candidato presidencial por el Partido Radical, Alejandro Guillier, a quien entrevistará el jueves 19 de enero en la sede de Presidente Errázuriz. En el artículo señaló que “Guillier hoy es el candidato de la desafección y de la desconfianza hacia la política tradicional”.

– ¿Guillier es la mejor figura frente a Piñera en una segunda vuelta?

Queda mucho tiempo todavía para las primarias de julio y para las elecciones de noviembre y en un año pueden pasar muchas cosas. Lo que muestra la evidencia hasta ahora es que no hay por fuera de la Nueva Mayoría y Chile Vamos alternativas que puedan aspirar a llegar a segunda vuelta.

– Según la CEP, sumando los respaldos de Guillier y de Lagos, a la centro izquierda no le alcanza para superar a Piñera…

Las encuestas muestran que si la elección fuera hoy, gana Sebastián Piñera. También muestran que alrededor de un 50% de la gente no está definida, y lo más probable es que ese sea el piso de lo que será la abstención en la próxima elección.

Entonces cuando se argumenta que todavía hay un porcentaje que no está definido, por lo tanto la elección es muy líquida o está muy abierta eso es bastante relativo, porque todo apunta a que no vamos a tener una abstención menor al 50%.

– ¿Cuán sólido es el respaldo que obtiene Guillier, se dice que no sería tan consistente como el de Piñera o Lagos?

Es sólido en la medida en que no surjan nuevas alternativas que puedan mostrar niveles de competitividad semejantes. Es un respaldo que, de alguna manera, permite anticipar que si el candidato de la centro izquierda termina siendo Alejandro Guillier ese mundo va a votar por él y no por Sebastián Piñera, más allá de si hay una afinidad o una valoración alta mediana o baja del candidato en sí mismo y de sus atributos personales.

Hay un porcentaje importante de gente que vota en función de claves políticas y el mundo de la centro izquierda va a votar con la intención de que no gane la derecha y el mundo de la centro derecha, más allá de si le gusta o tiene una valoración alta mediana o baja de Sebastián Piñera va a votar por él, si termina siendo el candidato más competitivo para que la NM no siga en el gobierno.

– También se ha dicho que la popularidad de Guillier no es sinónimo de liderazgo

Popularidad efectivamente no es lo mismo que liderazgo y tampoco es lo mismo que intención de votos. Lo que hoy se constata a es que Guillier tiene una popularidad creciente que empieza a expresarse en su aumento en intención de voto que es significativamente mayor al que tiene cualquier otra alternativa de la centro izquierda.

– ¿Y por qué en el caso de Piñera que encabeza las encuestas, ese liderazgo no se pone en duda?

Creo que el liderazgo de Piñera sí ha estado en cuestión. Casos como Exalmar y las inversiones de Bancard, los cuestionamientos a la rigurosidad del fideicomiso ciego son todos elementos a que apuntan a poner en cuestión el liderazgo de Sebastián Piñera, su credibilidad y la confianza que puede transmitir hacia la opinión pública. Hay una debilidad en el mundo de la centro derecha para hacerse cargo de cuestionamientos y desconfianzas que tienen una base de sustentación real. Hoy la gente mira con desconfianza a los políticos, a los empresarios y resulta que Sebastián Piñera es ambas cosas.

– ¿Pero las encuestas muestran que al ex mandatario no le afectan esas acusaciones? -La gente que está apoyando a Piñera, lo hace en función de un objetivo político, que es evitar que la Nueva Mayoría siga en el poder.

La gente que está apoyando a Piñera, lo hace en función de un objetivo político que es evitar que la Nueva Mayoría siga en el poder.

– ¿Eso es pragmatismo?

Hoy la gente vota fundamentalmente en función de objetivos bien concretos, no por grandes proyectos de sociedad ni cosmovisiones políticas. Parte de la desconfianza y de la desafección tiene una de sus expresiones en que la gente vota con una lógica mucho más utilitaria.

– ¿En ese cuadro y con una sociedad más despolitizada qué debe hacer un candidato para conectarse con la ciudadanía y triunfar. ¿Lo que hace Guillier?

Alejandro Guillier hoy es el candidato de la desafección, de la distancia y de la desconfianza hacia la política tradicional, hacia los partidos y a los liderazgos tradicionales. Guillier fue durante muchos años un rostro de televisión, el periodista con mayor credibilidad de la TV chilena durante muchísimo tiempo, que tiene un carácter afable, cercano que replica algunos de los rasgos que tuvo el fenómeno Bachelet en su momento y esas son las variables que hoy están incidiendo en un porcentaje de la gente que está yendo a votar. Esa es la razón por la cual Guillier tiene hoy niveles de rechazo muy bajos. Más allá de la intención de voto, es la persona que tiene la mayor valoración política, más que Piñera que es el primero en intención de voto, y tiene niveles muy bajos de rechazo, en entorno al 15%. Eso es lo que explica por qué Guillier tiene un margen para seguir creciendo muy importante, cosa que no ocurre con la mayoría de los liderazgos tradicionales.

– Por lo mismo tampoco sería el momento de comenzar a mostrar propuestas más concretas, que es de lo que se le acusa que le falta.

Al senador Guillier se lo ha cuestionado por no haber puesto sobre la mesa propuestas más concretas y lo que muestran las encuestas es que él no las necesita.

– ¿Pero sigue estando en duda su capacidad de liderazgo?

Está en duda su capacidad de construir una nueva plataforma política sólida, consistente, que finalmente pueda encauzar el malestar y descontento de la sociedad chilena seguir adelante con las reformas corregir lo que haya que corregir y rectificar. Guillier, si llega a ganar, va a tener un gobierno muy difícil pero Piñera también. En el escenario actual quien sea el que gane las próximas elecciones va a tener una escenario político tremendamente difícil.

“VEO DIFÍCIL LA POSIBlLlDAD DE QUE EL PS APOYE A LAGOS” 

– Tras la proclamación de Lagos en el PPD, le debería seguir la del PS ¿Cómo ve el escenario que enfrenta el ex presidente?

Veo difícil la posibilidad de que el PS lo apoye hoy no hay una mayoría suficiente como para que la candidatura de Lagos se imponga y si se adopta una decisión cupular generaría un quiebre Interno que el PS no está en condiciones de sobrellevar. El PS, en mi opinión, postergará su definición para seguir observando lo que pase en la opinión pública. Eventualmente, el PS va a apostar a que Lagos, en función de los malos resultados en las encuestas decida rescindir de su opción presidencial.

– ¿Y no llegaría a las primarlas?

En la medida en que las tendencias permiten proyectar que lo que viene es una consolidación del liderazgo de Guillier y que Lagos va a permanecer estancado, uno puede pensar que Lagos va a decidir no llegar a la primaria de julio.

– ¿Y si sólo logra el apoyo del PPD…?

Si Lagos no logra remontar en las encuestas, lo más probable es que los partidos comiencen a tomar distancia de su liderazgo, incluido el PPD. Una cosa es que Lagos esté dispuesto a llegar a julio e inmolarse y otra cosa es que la Nueva Mayoría decida acompañarlo. Si el candidato que va a consolidarse al final es Guillier, lo más probable, por no decir lo seguro, es que todos los partidos finalmente van a terminar apoyándolo, incluyendo a la DC. Por una razón de sobrevivencia política y laboral van a terminar apoyando al candidato más competitivo, o al único que les asegure la continuidad en el gobierno.

Fuente: Diario Financiero 16 de enero 2017.

Noticias más leídas

Redes Sociales

Instagram