arrow-right host location public time type

TC y academia

26 de Agosto 2019 Columnas

Señor Director:
Dado que se acerca el término de la presidencia del ministro Iván Aróstica Maldonado en el Tribunal Constitucional, quisiéramos destacar, en nuestra calidad de académicos, los vínculos que esta magistratura ha desarrollado en este ámbito, promocionando el desarrollo de la doctrina ius publicista chilena.
Es ilustrativo destacar dos situaciones de relieve. En primer lugar, los seminarios abiertos organizados con motivo de la visita a nuestro país de los presidentes y ministros del Tribunal Constitucional de Alemania (2018) y de España (2019). Se trata de dos tribunales señeros en el mundo del Derecho, y los seminarios fueron un notable punto de encuentro del más alto nivel entre la magistratura y la academia chilena. En segundo lugar, en los dos últimos años el Tribunal Constitucional ha sido un impulsor protagónico en la difusión de la cultura jurídica universal. Particularmente, a través de la publicación de dos influyentes obras de cuidada edición: “La Carta Magna: octavo centenario” (2018) y “El Estado de Derecho en el mundo hispánico” (2019).
A estas encomiables iniciativas se suman innumerables visitas de académicos de prestigio internacional, y numerosos seminarios organizados por facultades de Derecho en dependencias de este Tribunal.
Todo esto ha sido una faceta desconocida —al menos para la opinión pública— de la presidencia del ministro señor Iván Aróstica. Esperamos que el Tribunal Constitucional nunca pierda este foco, que tanto enriquece la comprensión de la justicia constitucional en nuestro país, fortalece la educación jurídica de los estudiantes de Derecho y de cualquier interesado, y contribuye a que los expertos perfeccionen sus producciones académicas.

Publicada en El Mercurio. 

Contenido relacionado

Redes Sociales

Instagram