arrow-right host location public time type

Soluciones a la vida de las personas

23 de Diciembre 2019 Entrevistas

Desde muy pequeña, Javiera sintió gran cercanía por el área social, lo que incluía la idea de abrir su propio café literario, como un espacio para reunir a las personas y generar debate e ideas. A raíz de este proyecto, su madre la convenció de entrar a Ingeniería Comercial. “Cuando entré, los dos primeros años son comunes y luego uno elige una especialidad y, ahí fue donde conocí la economía y me enamoré de ella”, cuenta Javiera Lobos, egresada de la Facultad de Gobierno UAI.

Al titularse como economista, tuvo la posibilidad de estar fuera de Chile en varias oportunidades por estudios y trabajo, lo que le permitió descubrir que los fenómenos sociales eran bastante transversales. A los pocos meses decidió volver a Chile y estudiar un magíster en análisis económico, lo que le sirvió para cuantificar los problemas sociales y desarrollar un nuevo amor por la estadística, los datos y todo lo que se puede hacer con ellos. Mientras estudiaba, obtuvo una beca en EE.UU para hacer una pasantía en el Banco Interamericano de Desarrollo de Proyectos Sociales, coincidiendo justamente con el nuevo gobierno de Donald Trump. “En mi calidad de inmigrante y mujer latina te das cuenta de la importancia de la diversidad de las políticas sociales, salir de la tecnocracia, abrir nuestra mirada como economistas y ser mucho más inclusivos y receptivos con las otras ciencias y con las personas con las que uno trabaja”, concluye.

Descubriendo el Big Data

Tras su pasantía en Estados Unidos, y buscando mejorar su trabajo como analista en el Ministerio de Desarrollo Social, Javiera descubrió el Diplomado en Big Data para Políticas Públicas. “En ese minuto la UAI era la única institución que estaba impartiendo un programa de este tipo. Sabía que existían soluciones que nosotros podíamos poner a disposición de la gente, pero que no sabía hacer”.

En la experiencia de la economista, “en palabras simples, el Big Data es una base de datos muy grande, que no cabe en un computador y permite mejorar tu set de herramientas para entregar mejores soluciones a los problemas de las personas. Para mí, el dicho del Data Science, «los datos son el petróleo del siglo XXI», es totalmente cierto, porque las personas que tienen muchos más datos tienen una visión más amplia de lo que está ocurriendo, permitiendo encontrar patrones que a simple vista no podrías reconocer entre tantos datos. Esto hace que tengamos mejor valor agregado que simplemente sacar estadística descriptiva, dando una respuesta mucho más amplia y completa a una problemática”.

En la actualidad, economistas y otros profesionales realizan Data Science y Machine Learning, procesos que Javiera aprendió en profundidad en el diplomado. “El Machine Learning es una rama muy pequeña de la inteligencia artificial y permite que los datos hablen, en la medida que la maquina aprende, cuando tú le vas entregando más datos. Es complementaria al Big Data, que te permite manejar muchos datos. Además de prever un comportamiento, también puedes realizar aprendizaje no supervisado, que consiste en hacer agrupaciones dentro de tus datos y que sirve mucho para segmentación de clientes, segmentando de manera mucho más completa que la que estábamos acostumbrados a realizar”.

Herramientas al servicio de las personas

En su trabajo en el Ministerio, pudo poner en práctica lo aprendido en el diplomado y hoy integra un equipo pionero dentro del servicio público, que utiliza Machine Learning y Big Data en sistemas de alertas preventivo.

“Con la información que logramos conseguir, tratamos de sacar el mejor provecho para hacer políticas públicas. El diplomado nos ha abierto la cabeza a hacer muchas más cosas que las que pensábamos que podíamos hacer. El Machine Learning es un cambio súper importante en la forma que uno tiene de aprender y es una herramienta que va cambiando constantemente por lo que tú también debes estar aprendiendo constantemente con él. Hay que hablar Big Data, entender cuáles son los problemas que puede solucionar, qué es, qué no es, donde puedo gestionar proyectos de Big data y tener una noción de cómo va a impactar a mi servicio o a los usuarios de mi servicio y me va a permitir estar mejor posicionado cuando ese escenario se presente. El diplomado es una manera muy gentil y muy amable de partir en el mundo del Big Data y estar preparado para la transformación digital, que es inminente”.

Redes Sociales

Instagram