arrow-right host location public time type

Alumnos de Design Lab ganan segundo lugar en concurso de diseño

11 de Septiembre 2019 Estudiantes Noticias Reconocimientos

Los alumnos Bruno Marsino y Esteban Gutiérrez, quienes cursan tercer año en el Design Lab, participaron del concurso de diseño Madera 21 organizado por la Corporación Chilena de la Madera (Corma), el cual consistía en presentar un diseño de producto en base a madera para el uso diario, y se llevaron el segundo lugar con su proyecto Silla 7.

En este evento participaron más de 400 personas en diversas categorías como Diseño, Ingeniería y Construcción, Arquitectura e Innovación. Y bajo la tutela del profesor Juan Cristóbal Karich, los alumnos presentaron el proyecto Silla 7, el cuál nació en el Taller de Fabricación de Prototipos impartido por el profesor Francisco Moure,  donde aprendieron a utilizar tecnologías como las Impresoras 3D y el Router CNC para trabajar en proyectos que incluían tanto la cerámica como la madera dando como resultado objetos  funcionales y escultóricos.

Junto a Esteban siempre quisimos llevar la Silla más allá de lo que era la Universidad, poder presentarlo a un jurado y fue este concurso la instancia perfecta para hacerlo, desafiándonos a mejorar el prototipo y relato, llevándolo así a un nuevo espacio“, comenta Bruno.

Silla 7 nace de las tecnologías presentes hoy en día en las industrias chilenas de la madera, en este caso el uso de una Router CNC, máquina que se encuentra en el Fab Lab UAI y que permitió a los alumnos mecanizar todo el proceso de corte de la madera y de esa forma fabricar la silla.

“Inicialmente se buscaron retazos de madera, principalmente Raulí, en distintas barracas a lo largo de Santiago para luego dimensionarlas y pegarlas, formando una plancha lo bastante grande para que cada pieza de la silla cupiera y así la Router CNC cortara los pedazos sin que el humano interfiriera. Una vez cortadas las piezas, las ensamblamos y terminamos por aplicar un barniz protector y la Silla 7 ya estaba lista”, relata el equipo.

Agregan que “en un inicio parecía un tanto difícil llegar desde un diseño hasta un prototipo a escala 1:1 de una silla en tan sólo unos meses, sin siquiera tener conocimiento previo sobre cómo trabajar los retazos o cómo hacer una silla. Fue fundamental el apoyo de Francisco quién nos explicó sobre distintos tipos de madera y dónde conseguirlos hasta cómo podríamos hacer las uniones en la silla”.

Noticias más leídas

Redes Sociales

Instagram