arrow-right host location public time type

Profesores y estudiantes reflexionan sobre la brecha de género en la FIC

“La brecha de género trae consecuencias gigantescas. Un estudio de McKinsey estima que el PIB anual, para 2025, crecería en 28 billones adicionales si alcanzáramos la paridad de género para ese entonces. Estamos hablando de la economía de China y Estados Unidos juntas, en cuanto a riqueza” explicó Javiera Barrera, profesora de la Facultad de Ingeniería y Ciencias (FIC) y miembro del Colectivo de Mujeres Matemáticas (CMM), para abrir la discusión en el conversatorio “Los costos de la brecha de género en la Ingeniería” realizado en el campus Peñalolén.

La actividad contó con la participación de las profesoras de ingeniería Carolina Magna, Jocelyn Olivari, Javiera Barrera; el profesor y director del Magíster en Ingeniería Industrial (MII) Rodrigo Carrasco; el director docente Rely Pellicer; y la vice presidenta del Centro de Alumnos de Ingeniería Santiago (CAACIV), Valentina Contreras, quienes conformaron un panel de conversación en donde se  abordaron diferentes aristas del costo económico, social y educacional que trae consigo la brecha de género en diversas áreas de la ingeniería.

Según un informe de la UNESCO, la brecha se divide en diferentes niveles. Y una de las cosas que llaman la atención es que a nivel personal, se detecta una falta de confianza importante por parte de las mujeres en sus capacidades” agregó Barrera.

En tanto, Rodrigo Carrasco— quien habló acerca de la participación de las mujeres en investigación— corroboró lo expuesto por la académica.  “Hay un caso muy representativo en donde se refleja esta falta de confianza. Tres alumnas, que  trabajan con nosotros que, en principio, solo querían hacer una pasantía,  hicieron un tan buen trabajo en el Taller de Modelamiento, que finalmente terminamos convenciéndolas de que podían hacer investigación. Ahora, trabajan en nuestro proyecto con ALMA, modelando las reconfiguraciones de telescopios” manifestó.

El director docente Rely Pellicer, por otra parte, hizo hincapié en la importancia del rol que tienen los académicos y la universidad para estimular a las alumnas a desarrollarse en las diversas áreas de la ingeniería. “Como institución, tenemos el deber de hacer sentir a nuestras estudiantes esa confianza, otorgándoles todas las facilidades y herramientas para que puedan desenvolverse y desarrollarse como ingenieras integrales, igualmente capacitadas que nuestros alumnos”.

Para Valentina Contreras, vice presidenta de CAACIV, una de las principales inquietudes de las alumnas surge a la hora de pensar en las oportunidades laborales, “si ya me he tenido que esforzar más, desde un principio, para llegar acá a estudiar ingeniería,  voy a salir y me voy a tener que esforzar el doble para conseguir trabajo. Ahí yo creo que nos tenemos que empoderar y pensar en que el uniforme de ingeniera es nuestro y no algo prestado”.

Con respecto a lo anterior, la profesora Carolina Magna explicó el denominado “síndrome del impostor” que sufren muchas mujeres. “Tenemos todas las competencias y capacidades para ocupar puestos en directorios, sin embargo, no nos sentimos capaces. Esto se remonta a lo que se mencionó, en principio, acerca de los factores que inciden en la brecha de género y es ahí donde tenemos que poner énfasis, como profesores debemos guiar a las alumnas a que superen estas barreras”.

Para concluir, la profesora Jocelyn Olivari,  manifestó que “las empresas con equipos más diversos en términos de género son más creativos e innovadores, por lo que es fundamental que más mujeres en STEM trabajen en empresas si queremos aumentar la tasa de innovación de nuestro país”. Además recalcó el emprendimiento femenino como una manera de ir cerrando la brecha salarial, pues según explicó “pese a que aún existen sesgos, la noticia positiva es que se están reconociendo y tomando medidas al respecto. La Corfo, por ejemplo, ya no realizará convocatorias especiales para mujeres en el área de innovación, sino que dará un 10% de bonificación adicional para todos los proyectos liderados por mujeres. La sociedad en Chile necesita del talento femenino en diversas áreas de la fuerza laboral para potenciar el crecimiento y desarrollo económico de nuestro país”.

El rol de la mujer en Ingeniería a lo largo de la historia

En forma simultánea el Centro de Alumnos de Ingeniería del campus Viña (CAAIN) organizó un panel de conversación en donde  se discutió acerca del rol de la mujer en Ingeniería a lo largo de la historia y sus diferentes desafíos.

En la actividad participaron las profesoras FIC Alejandra Beghelli y Ruth Murrugarra como panelistas y Nicole Darat, de la Facultad de Artes Liberales, como moderadora.

Esta instancia forma parte de uno de los proyectos más importantes que se ha propuesto CAAIN este año y  que corresponde a la realización de paneles de feminismo e ingeniería, para informar y hacer reflexionar a la comunidad estudiantil acerca de las consecuencias para el país y el mundo que genera la escasez de mujeres en las diversas áreas de la ingeniería.

 

Noticias más leídas

Redes Sociales

Instagram