arrow-right host location public time type

Jocelyn Olivari y la diversidad en los equipos de trabajo

4 de Noviembre 2019

Según datos del Instituto Nacional de Estadísticas (INE), al año 2017 la participación laboral de los hombres fue del 71,2% y el de las mujeres alcanzó 48,5%. ¿Cómo abordar las brechas de género –no sólo en el mercado- en los diversos aspectos de la vida y la sociedad? ¿Cuál es el costo económico de no aprovechar el talento femenino? En esta edición de la Ciencia del Podcast, Carlos Franco conversa con Jocelyn Olivari, profesora y directora del Comité de Equidad de Género de la Facultad de Ingeniería y Ciencias (FIC), PhD en Economía y Política de Innovación de la Universidad de las Naciones Unidas y de la Universidad de Maastricht.

“Una dimensión de las brechas de género se observa en la baja matrícula de mujeres en carreras vinculadas a las Ciencias, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas. En la Facultad, por ejemplo, la matrícula de mujeres el 2019 alcanzó un 24%, sin embargo creemos que es poco todavía. El Comité tiene por objetivo de reducir las brechas de género en la planta académica. Tenemos pocas mujeres realizando investigación. Se orienta, además, a reducir ciertas brechas que se pudieran identificar entre funcionarios y funcionarias”, explica Olivari respecto a las funciones del Comité de Equidad de Género de la FIC -creado este año y- que espera implementar prontamente un plan de acción para abordar estos temas en la comunidad FIC.

Sobre la riqueza que aporta la diversidad en los equipos de trabajo y su evidencia, la profesora y economista señala que cuando un equipo está conformado solo por personas  que piensan igual, su aproximación a los problemas es más o menos parecida, lo que genera una inercia en la manera como se toman decisiones. “Por lo tanto, las personas terminan pensando ‘dentro de la caja’. En cambio, cuando se incorpora a mujeres y a otros grupos, la diversidad -en general- agrega valor ya que aporta distintas experiencias y puntos de vista”. Además, agrega que “hay evidencia que señala que existe un retorno económico y financiero para las empresas que incorporan mujeres en su plana ejecutiva. Es importante que tanto hombres como mujeres entiendan que la diversidad nos beneficia a todos y todas”.  

Desde una perspectiva más económica, la profesora Olivari menciona un estudio reciente de la consultora MacKinsey que señala que, a pesar de que las mujeres representan el 50% de la población, el trabajo de las mujeres aporta solo un 37% del PIB. “Y en América Latina, si alcanzáramos la total paridad de género en el mercado laboral, el PIB anual podría aumentar en un 34% al año 2025”.

Noticias más leídas

Redes Sociales

Instagram