arrow-right host location public time type

Flexibilidad horaria y teletrabajo no son tan amigos juntos

18 de Noviembre 2022 Noticias

La pandemia obligó a implementar el teletrabajo, de una manera abrupta y poco preparada. Actualmente trabajar desde casa es común y muchas organizaciones lo han incorporado como nueva forma de trabajo. Pero, ¿cómo realmente ha afectado en materia de flexibilidad? ¿cuáles son los efectos en la salud mental de los y las trabajadores?

El estudio liderado por la académica de la Escuela de Psicología, Mariana Bargsted, quien además es Directora del Observatorio del Futuro del Trabajo UAI e investigadora asociada del Núcleo Milenio sobre la Evolución del Trabajo, junto al académico Jesús Yeves (UDP) y el estudiante Cristián Torres Ochoa (UV) fue publicado en la editorial de revistas científicas Frontiers in psychology y documentan las consecuencias de la mezcla de teletrabajo y flexibilidad horaria implementada durante el punto crítico de la pandemia.

En reportaje publicado por RH Management, Mariana Bargsted comenta que lo más llamativo de la investigación es que por un lado la flexibilidad horaria tuvo efectos positivos al disminuir la carga laboral de las y los trabajadores, y también logró disminuir los efectos en la salud mental. Sin embargo, al haberse incorporado “como se pudo y en las condiciones que se pudo” la implementación del teletrabajo no se desarrolló como tal, sino más bien como un trabajo forzado desde casa, sin adecuaciones de espacio ni herramientas ad hoc. Y es ahí donde señala que se produce una convergencia con efectos negativos: “Este teletrabajo tuvo un efecto en la relación que vimos antes entre la flexibilidad, la sobrecarga y la salud mental, disminuyendo el efecto. Es decir, las personas que tuvieron flexibilidad laboral fue en términos de flexibilidad horaria. Y al estar en teletrabajo no vieron disminuida su sobrecarga y, por lo tanto, no vieron disminuidos esos efectos negativos que la sobrecarga tiene en la salud mental”, dice.

El estudio publicado indica que “en la combinación de medidas, que hay muy poca evidencia científica hasta la fecha, hay que analizar bien cómo se implementan estas medidas y, ver si la forma de implementar es adecuada”, además se demostró que flexibilidad horaria y teletrabajo obtienen muy buenos resultados y beneficios por sí solas, pero al combinarse generan efectos negativos al no lograr disminuir la carga laboral e incidiendo negativamente en la salud mental de las y los trabajadores.

Básicamente el problema está en que las y los trabajadores mantienen la sensación de tener que estar disponible para trabajar en cualquier momento del día, sin importar el horario o quehacer familiar o de ocio, simplemente necesita encender el computador o responder un whatsapp, lo que se traduce en una falta de límites temporales y espaciales de la jornada laboral, que antes existían y ahora no. Eso genera una sobre carga laboral lo que repercute negativamente en la salud mental.

Encuentra la publicación aquí.

Revisa el artículo de RH Managment acá.

 

Noticias más leídas

Redes Sociales

Instagram