arrow-right host location public time type

Crianza consciente

4 de Abril 2019 Noticias

Tomar conciencia sobre el desarrollo socioemocional de los niños, es cada vez más importante para algunos padres y madres que buscan herramientas para lograr una mejor crianza en los niños y niñas. Andrea Cardemil, egresó de Psicología UAI y entendiendo esta necesidad, decidió publicar el libro “Vitaminas”, que busca llenar a los padres de conocimientos para comprender mejor a sus hijos.

Andrea Cardemil es psicóloga infanto juvenil, especialista en terapia de juego, desarrollo socioemocional y crianza. Además de tener su consulta, escribe y hace clases en distintas universidades, institutos y fundaciones. Tras el éxito de su primer libro “Apego Seguro”, decidió abarcar a niños más grandes y tratar temáticas nuevas como la autoestima, regulación cognitiva y habilidades sociales.

¿Cómo nace la idea de escribir este libro?

Cuando supe que el desarrollo cerebral, social y emocional de un niño depende en gran parte de las prácticas parentales, decidí dedicar mi carrera a entregar herramientas a los padres para que puedan criar niños felices, sanos y llenos de habilidades para la vida.

¿Cómo ha sido tu experiencia profesional en términos de crianza de los niños?

Creo que los padres están cada vez más conscientes de lo importante que es la crianza y ayudar a los niños a desarrollar habilidades para la vida, el problema es que no saben cómo hacerlo. A esto se suma que cada vez tienen menos tiempo para ellos y para compartir con sus hijos. Y la mezcla de aumento de consciencia, falta de herramientas y tiempo es fatal. En Chile los padres están cada vez más estresados, ansiosos, temerosos y culposos. Obviamente esto no es bueno ni para ellos ni para sus niños.

¿Cómo ayudas a los padres con este libro?

Mi objetivo con el libro no es sumarles una nueva carga, sino ayudarlos entregándoles herramientas que les permitan nutrir a sus hijos en lo cotidiano, tener un buen manejo de las dificultades que uno enfrenta a diario con los niños y mejorar la calidad del tiempo en que están con ellos.

¿Cuál es el principal error que cometen los padres?

Yo creo que los mayores errores que comenten los padres con los niños son tener expectativas irrealistas, por ejemplo, esperar que un niño de dos años sepa tolerar la frustración, no ser capaces de ver a un hijo estresado y retarlo por cómo se siente, minimizar lo que ocurre, hacer que no pasa nada para que se le pase rápido, etc., juzgar las conductas de los niños en vez de tratar de entender lo que les pasa o por qué está haciendo lo que está haciendo, y no establecerles límites o hacerlo de manera inadecuada.

¿Qué repercusiones tienen estas acciones en el desarrollo de los niños?

Estos errores respercuten directamente en el desarrollo socioemocional de los niños. En el caso de las expectativas irrealistas, al esperar más de lo que los niños pueden, los estresan, piensan que tienen un problema, generan conflictos innecesarios y lo pasan mal tanto ellos como los niños. En cuanto a la poca capacidad de tolerar el estrés, pierden la chance de contener a sus hijos y con ello la chance de generar apego seguro y enseñarles a manejar sus emociones. En cuanto a los límites, creo que cada vez hay más niños con más problemas para regular su conducta y tolerar la frustración.

¿Qué te entregó la Escuela para poder profundizar en este tema?

Conocimientos, el valor de la innovación y confianza en mis capacidades.

Noticias más leídas

Redes Sociales

Instagram